Parejas Orientadoras entrevista a Pere Sbert

Comparte:
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

pere sbert

Impactante, efectivo e inspirador Formador y Consultor en RRHH Especialista en Conducta Organizacional y Director de Recursos Humanos, Pere nos regala su particular visión, directa e instructiva, competitiva y amable, de la situación actual, del mundo de los Recursos Humanos, y nos contagia su positiva ambición por ir más allá, convirtiendo lo complejo en accesible, lo difícil en sencillo y lo engorroso en algo por lo que terminar apasionándose.

              Linkedin de Pere Sbert      Web de Pere Sbert

“Las redes sociales están muy bien, son una gran herramienta, pero si queréis hacer RRHH de verdad… mejor un café en el bar de la empresa, ahí sí que vais a aprender de los trabajadores.”

*¡Buenas tardes, Pere! Desde Parejas Orientadoras en general, y yo en particular, estamos muy contentos de poder contar contigo. Muchísimas gracias por colaborar con nosotros realizando esta entrevista con la que sabemos que aprenderemos mucho.

Gracias a vosotr@s por la oportunidad, Rosa.

*Confío en que la oportunidad, sobretodo, será de nuestros lectores. En el texto de Bienvenida en tu web indicas: “Siempre he sido una persona que cree en las personas y en el poder que todos y cada uno de nosotros tenemos dentro, un poder que es la energía última que mueve cualquier organización”. ¿Cómo reconocer y potenciar ese poder de forma efectiva?

Tal y como pongo en el texto, el poder ya está ahí, para reconocerlo sólo hay que fijarse un poco. El problema real es potenciarlo. La realidad actual de las organizaciones no es una cuestión de falta de talento, sino de desajuste persona-puesto.

¿Quieres disparar el rendimiento de un profesional? No es tan difícil, tan sólo pregúntate: ¿el puesto que ocupa esta persona realmente se ajusta a su perfil? ¿Le apetece desarrollar dicho puesto? (sí, hablo de motivación), ¿la compensación que va a recibir es ajustada a lo que le pido? Cuando tengas tres «síes» es muy difícil fallar.

De esta forma: ¿reconocer? ¡Ya está ahí! ¿Potenciar? Averigua su nivel de ajuste (aquí ya entramos en evaluación del rendimiento y demás…).

*Es, pues, toda una ciencia…

Más o menos.

CAPACIDAD TÉCNICA X MOTIVACIÓN = NIVEL DE DESEMPEÑO.

La capacidad técnica por sí sola no es suficiente (no es mejor el que más sabe). La motivación por sí sola tampoco es suficiente, actualmente nos bombardean con mensajes como: «con la actitud todo se puede, etc…»; eso es falso: la actitud es una condición necesaria, pero no suficiente, hay que querer, saber y saber hacer.

*Entonces, para ti, si la magia fuese un estilo culinario ¿cómo sería  la receta?  ¿Y para conseguir trabajo en la situación actual?

Buena pregunta. Desgraciadamente, por muy buenos que sean unos spaghetti, no a todo el mundo le gusta la pasta. No hay receta estándar. Sin embargo, sí hay algunos factores que siempre deberían estar ahí, algunas competencias básicas que actualmente las organizaciones valoran mucho: la creatividad, la actitud, etc. Cualquier libro de autoayuda de 9€ que puedas comprar en el Corte Inglés te dirá todo eso.

Sin embargo, si hay tres competencias que, para mí, marcan la diferencia y son:

    Superar el trabajo en equipo: Pasar de trabajar en equipo a trabajar por redes: Hace años se valoraba el trabajo individual, actualmente nos han vendido la moto con el trabajo en equipo (que está muy bien, pero no es la panacea, cualquiera que haya asistido a mis formaciones lo tiene ya muy claro). A esas dos formas de trabajar (que tenemos que dominar, no me malinterpretéis), hay que sumar la capacidad de trabajar en red, sin fronteras físicas, en entornos cambiantes y con relaciones flexibles. Eso supone una gran capacidad de adaptación..

Ser capaz de buscar, seleccionar, evaluar, filtrar, interpretar y comunicar información relevante.

Ser capaz de autoeducarse, autoaprender: Nuestro mundo es cambiante y lo que sabíamos ayer, hoy ya está obsoleto. Así que tenemos que ser capaces de aprender, desaprender, modificar y mezclar conocimientos y habilidades que ya poseíamos, bien sea entre ellos o con conocimientos y habilidades nuevos. Al final volvemos a mirar al pasado para aprender para el futuro. (Leed a Vigotski y Piaget, sumará en vuestra capacidad de aprendizaje).

¿Para conseguir trabajo? Mucho esfuerzo y disciplina, ser conscientes que el trabajo no llamará a las puertas de nadie. Hace unos años, el mercado de trabajo era de tipo «recolector», ahora es una caza en toda regla. Mi consejo: si quieres ser secretari@, por ejemplo, averigua cómo es el secretatri@ perfecto e intenta parecerte a ese perfil. No hay grandes secretos ni fórmulas, sólo trabajo y esfuerzo, y tener claro que siempre tenemos que intentar ser cada vez mejores.

*Totalmente de acuerdo. Desde Parejas Orientadoras siempre abogamos por la automejora… Como Formador Especialista en RRHH y Conducta Organizacional freelance,  y Director de RRHH en una empresa líder en producción y comercialización de productos hortofrutícolas de Mallorca habrás podido conocer las historias de muchos trabajadores y personas que buscan una mejoría laboral ¿de qué deberíamos deshacernos los que deseamos un nuevo empleo?

Cuando mencionas nuevo empleo ¿te refieres a cambiar de rama profesional, o a aquellas personas que están trabajando y buscan un cambio para mejorar?

*Me gustaría poder hablar sobre ambas, pero sobretodo me refiero a la segunda, a quienes buscan un cambio para mejorar…

El consejo es exactamente el mismo: si yo soy contable y quiero ser jefe de administración, primero tengo que tener claro cual es el perfil de ese puesto. Si casi todos piden inglés y yo no hablo ese idioma, pues a ponerse las pilas. Para eso, la tercera competencia que he mencionado: automejora, automejora y automejora. Eso sí, sin descuidar nunca el trabajo que se está realizando en ese momento. Much@s comenten el error de, ante una perspectiva de cambio a futuro, descuidan el presente (lo que están haciendo ya).

No dejéis de vivir el presente para apostar por el futuro. Es necesario hacer ambas cosas a la vez.

¡Ah! Y una cosa más: ser ambicios@s, hay que ir a por todas sin dudar.

*Eso es: ¡hay que pensar a lo grande! Esto me recuerda lo siguiente: tuve la suerte de charlar sobre reinventarse con Eduardo Moreno, @edulcoro. Para él, reinventarse no era limitarse a hacer cursos, sino hacer algo a más largo plazo. En la situación actual indicaba como buena opción la Formación Profesional. ¿Qué añadirías a esto?

Es un buen consejo, sobretodo a nivel de coste y por opciones de incorporación al mercado laboral (prácticas, etc.). Yo añadiría la combinación y fusión de capacidades. Me explico: Un economista con grandes conocimientos de informática, puede desarrollar tareas de, por ejemplo, economía computacional.

Eso sí, siempre con cabeza. Y pensar de forma práctica: nuestro tiempo y esfuerzo son limitados, así que no vale la pena estudiar ni aprender algo que no te vaya a aportar una mejora significativa. Hay que desarrollar la economía del esfuerzo, porque no se qué sucede últimamente que la gente en situación de desempleo se forma en un abanico demasiado amplio de conocimientos y habilidades en lugar de concentrarse. Eso sólo genera profesionales generalistas, cuando ahora lo que se buscan son especialistas y, además, muy preparados. Si ya lo dice el refrán «el que mucho abarca….» El motivo de esto es la falsa creencia de, si sé un poco de esto puede que me contraten… lamento informar que personas que saben un poco de todo ya hay demasiadas, lo que se buscan son ventajas competitivas: ¿qué tengo yo, que no tienen los demás? ¿qué me da ventaja?

Por ejemplo, ¿Quieres que el verano que viene no te falte trabajo? Tienes un año para conseguir un nivel alto de Ruso, por ejemplo. Los idiomas, actualmente, son la mejor inversión que puedes hacer.

*Desde tu experiencia ¿cómo nos explicarías cómo se crea y gestiona un proceso de selección en la actualidad?

¡Wow! Vaya pregunta… la realidad es la siguiente (creo que me voy a ganar unos cuantos abucheos): en demasiados casos no se realizan los procesos como deberían hacerse y se usa el ojímetro (que falla más que un rifle de feria). Sin embargo, por suerte, los RRHH están viviendo una primavera en cuanto a profesionales: las nuevas generaciones llegamos pisando fuerte y haciendo las cosas bien (y luchando con directores y gerentes para que sea así), hay profesionales excelentes que siguen lo que debería ser un proceso de selección bien hecho.

Explicarlo aquí sería, directamente eterno, doy formaciones de más de 30 horas para enseñar a los técnicos de RRHH a realizar este proceso.

*En la pieza publicada en tu web “¿Recursos? Humanos” das tu particular punto de vista sobre cómo te gustaría que fuese entendido el mundo de RRHH. Cambiando el concepto, además del nombre.  Mi pregunta es: ¿Cómo consideras que debería evolucionar?

Los RRHH deberían estar integrados de forma transversal en toda la organización. No sé cómo deberían evolucionar exactamente (algunos compañeros de RRHH nos reunimos de tanto en tanto precisamente para hablar de estos temas) lo que sí tenemos claro es lo que tendríamos que dejar de ser: deberíamos dejar de ser considerados como “Sólo nóminas y contratación”.

Somos la rama más importante de cada organización, por la razón tan estúpidamente evidente que las organizaciones están compuestas por personas. El problema es que, funcionalmente, RRHH es un bien intangible y que, además, aporta beneficios a medio largo plazo. En este país no hay cultura de invertir ni paciencia para hacerlo, en general se busca el beneficio inmediato. Mientras esto siga así… Pero por y para eso trabajamos.

Hace poco impartí un taller de Desarrollo y Formación en las Organizaciones para profesionales de RRHH y se lo dije a mis alumn@s: nosotros NO somos el futuro, los que vienen después de nosotr@s lo son, nuestro trabajo es conseguir que ell@s lo tengan. Que tengan la posibilidad de hacer las cosas bien.

Lo que me alegra muchísimo es la cantidad de profesionales jóvenes de un talento y tenacidad increíble que trabajan en RRHH.

Por parte de los usuarios, candidatos, etc… dejar de pensar que se nos puede engañar fácilmente… Os aseguro que no es así.

*¿En qué más fallan, las malas lenguas al hablar de los departamentos de RRHH?

Son malas lenguas, y las malas lenguas fallan el 90% de las veces. Creo que es suficiente con eso 😉

*Por supuesto. Dejemoslas tranquilas… Como persona que ha disfrutado aprendiendo en tus formaciones no puedo evitar preguntar lo siguiente ¿cómo preparas tus clases? ¿Cómo consigues ese mágico equilibrio entre enseñar de forma efectiva y divertir?

Yo tengo dos obsesiones y dos referentes, que me han forjado como profesional:

  • La primera obsesión es la practicidad inmediata: si enseño algo tiene que poder aplicarse a partir del minuto 0. Odio las formaciones, por ejemplo de motivación de equipos de trabajo, en las que te explican 14 teorías sobre motivación…. y ya está. ¿Cómo se aplican? ¿Cómo se desarrollan? Así que siempre práctico y ajustado a la realidad.
  • La segunda obsesión: menos es más. Intento que todo sea siempre sencillo, enseñar demasiado o demasiado complicado infoxica a la gente. Así que si algo es demasiado complicado, lo trabajo hasta que sea sencillo (Cuidado de confundir sencillo-complicado con simple-complejo. Se pueden explicar cosas muy complejas de forma sencilla… si las dominas lo suficiente).

Mis dos referentes:

  • Mi madre: Cati Sbert, que es maestra de escuela y me ha enseñado que la mejor forma de aprender es divertirse. Ella me reveló el gran secreto: yo no tengo que enseñar nada, sino potenciar las ganas de aprender en los demás. Entonces uno aprende solo. Es casi magia, pero funciona de lujo.
  • Mi maestra, mentora, amiga, modelo y referente: Carmen. Ella me enseñó profesionalidad y sobretodo que lo que uno aprende tiene que ser siempre útil, sencillo y elegante.

Aparte de eso, trabajo, esfuerzo y mejora constante …. ¿te suena?

*¡Por supuesto! Siempre es mejor conseguir las cosas habiéndolas trabajado que por pura chiripa, pienso yo…

Es que la suerte la crea uno mismo Rosa.

*En Parejas Orientadoras somos mucho de crear y animar a que se creen su suerte…

Como mente inquieta, no pararía de preguntar, la prudencia me invita a reservarme parte de mi curiosidad para futuras ocasiones en las que tenemos la suerte de saber que podemos contar contigo. Y hablando de invitar: te convido a completar esta frase: “Las Redes Sociales son a los Recursos Humanos…”

Lo que la telefonía móvil a la telefónía fija 😉

Eso sí, un último consejo relacionado con las redes sociales y los recursos humanos: las redes sociales están muy bien, son una gran herramienta, etc… pero si queréis hacer RRHH de verdad… mejor un café en el bar de la empresa, ahí sí que vais a aprender de los trabajadores.

Un abrazo Rosa, y gracias de nuevo.

*Mil gracias a ti, como siempre, Pere. Espero que a nuestros lectores les suceda lo mismo que a mí y al leer tus palabras se les encienda esa chispa motora que tanto nos va ayudar y pronto pueda ir conociendo cómo se están embelleciendo sus caminos. Un abrazo.


Comparte:
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Una respuesta a “Parejas Orientadoras entrevista a Pere Sbert”

  1. Mentir es tu gran gran virtud, no vives una vida, vives dos y tres a la vez mintiendo a tus allegados. Nunca tr durará nada el tiempo suficiente, todo lo estropeas.